Viva la guerra

Este blog no es de Bolsa o al menos no es solo de Bolsa. De hecho la Bolsa supone un porcentaje mínimo de mi tiempo y mis intereses.

Este blog es de inversión y de crecimiento.

La inversión y el crecimiento surgen mucho antes que la Bolsa, mucho antes que los humanos. La inversión de los primeros seres vivos, el crecimiento de los mismos. No puedo dejar de recomendar de nuevo El Gen Egoísta.

Si queremos invertir en crecimiento tenemos que tratar de conocer como se comporta y para ello nada mejor que analizar las características del crecimiento a lo largo de todos estos siglos. Lo primero que vemos es que, como dijo Nassim Taleb en el imprescindible El Cisne Negro, el crecimiento no ha sido lineal a lo largo de la Historia, más bien lo contrario, se ha dado de una forma totalmente irregular, afectado por miles de circunstancias.

Mis tomates crecen más en una época y sobretodo si ha llovido las semanas adecuadas, lo mismo el resto de mi huerto o los cereales de mis amigos.  Pueden estar semanas sin tener crecimiento y pueden mostrar semanas donde crecen varios centímetros.

Los humanos no son una excepción. El crecimiento de las personas no es el mismo en las diferentes etapas de la vida, ni a nivel físico ni intelectual. Afectan multitud de factores algunos predecibles y otros menos predecibles.

¿Y la inversión? Como en la Bolsa no todos los momentos son igual de buenos para invertir. Y de nuevo como en la Bolsa, el mejor momento para invertir suele ser en una crisis.

Pero cuando el Ibex está en 7.000 puntos o cuando estamos en una crisis, en un gran cambio, es cuando menos nos apetece invertir, cuando queremos cerrar los ojos y no pensar en el futuro. La tendencia a la protección, a buscar seguridad, que nos ha traído como especie hasta aquí muestra toda su fuerza. Surge la inseguridad, el miedo.

Pero este es el momento clave, el momento más importante ya no como un simple inversor, si no como persona. Aquí está todo, tu pasado, tu presente y tu futuro.

Si sólo os tuvieseis que quedar con una idea de este blog por favor quedaos con la idea de que en la vida lo que importa realmente no es lo que te suceda si no como lo afrontas. Y no hay momento más importante que en un crack.

Desde una misma situación se pueden tomar diferentes caminos. De hecho el mejor momento para crecer es cuando estamos en una crisis. No entraré a debatir la moral de lo que algún profesor me repetía en la universidad: algunas guerras son necesarias y tras una guerra suele haber prosperidad y crecimiento. No estoy a favor de las guerras geográficas pero si estoy a favor de nuestras guerras internas. Es en estos momentos cuando es más fácil crecer, cuando la tierra bajo tus pies se mueve. Tienes que levantarte y caminar de nuevo. Es en este momento cuando podemos tener mayor libertad, poniendo en duda los principios más arraigados que podamos tener para avanzar, invirtiendo para seguir, para crecer.

Lo que separa un niño de un hombre no es no haberse caído nunca, es haberse levantado siempre. Es en ese preciso momento cuando se produce el mayor crecimiento que posiblemente tengamos en nuestra vida. Cuando nada vale nada, cuando las certezas desaparecen es cuando la mente se clarifica, se libera de las cadenas (auto) impuestas y podemos mirar adelante con la convicción de que nunca caeremos derrotados de la guerra. Puede que perdamos cien batallas pero de ellas estamos obligados a levantarnos con más fuerza, más inteligencia y más experiencia. De nuevo inversión y crecimiento como una secuencia lógica e indivisible, como dos caras de la misma moneda.

Esta capacidad en el mundo de la psicología se denomina resiliencia, la capacidad de los seres vivos para sobreponerse a períodos de dolor emocional y situaciones adversas. Lo considero lo más importante en una empresa y por supuesto en una persona. No quiero una empresa, no quiero una persona que no se caiga, eso supondría seguramente renunciar al crecimiento, quiero una empresa, quiero una persona que se levante siempre, que se levante más fuerte, más inteligente, avanzando, creciendo.

Existe un instante en nuestras vidas en las que eres consciente, en las que te das cuenta que lo comprendes y que como un autómata te levantarás siempre. Sabes que tras una crisis volverás a despertar con más ganas de comerte el mundo. Más foolish, más hungry. En ese momento las piezas encajan y el mundo se hace más pequeño, más fácil, más tu mundo. Tu patio de recreo.

En ese instante comprendes que todo es un juego en el que hay que jugar, siempre.

8 comentarios
  1. PDLH Dice:

    Da gusto leerte. Entrada muy apropiada para este lunes negro ( o blanco para quien tuviera mucha liquidez).

      • ivancurbelo23 Dice:

        íFantástica lectura, la meditación puede parecer algo místico y superfluo pero cada vez hay mas evidencia científica que avala que podría ser beneficio para controlar las emociones y sobre todo la salud, puede ser una herramienta más para usar.
        Estoy mirando ACN, MELE, AMGEN , MMM, MA, todas con unas buenas prespectivas de crecimiento pero la liquidez es limitada y alguns la veo aún un pelín cara. ¿Que opinas?
        Me tira mucho MA y AMGEN.

        • Mr Growth Dice:

          Gracias por tus palabras Iván.

          El cerebro es plástico, maleable y eso se ha descubierto hace unos pocos años. Tus conductas modifican tu cerebro. Me parece un descubrimiento increíblemente importante.

          De ACN y MELE ya sabes lo que opino, mis opiniones están en este blog. ACN me encanta, segura y creciente. MELE es algo más arriesgada pero por contra tiene mayor potencial.

          AMGEN no la conozco, ¿Es biotecnología no? Ese mercado no lo conozco para nada. Cuando una empresa de este tipo hace un buen descubrimiento los beneficios son astronómicos (los fondos de inversión que más suben recurrentemente son los biotecnológicos), el tema es saber quien será esa empresa. No estoy capacitado para ello. Reconocer tu ámbito de competencia, como dice W. Buffett es básico.

          MA me gusta, como V, que por cierto la tiene Warren. Pero creo que los pagos están cambiando mucho y no creo que en unos años paguemos con tarjetas. De hecho no creo ni que haya nada físico para pagar. ¿Se podrán adaptar MA y V? Puede que si, pero entonces estaremos hablando de otro escenario, con otros volúmenes y otros datos financieros.

          MMM la miré por encima. No me disgusta su sector, aunque al estar tan diversificada el análisis se complica. Me gusta su rentabilidad. Su crecimiento no está siendo excesivamente alto, pero parece estable.

          Un saludo y gracias por tu comentario y por pasarte por aquí.

Trackbacks y pingbacks

  1. […] no tengamos la liquidez que quisiéramos en este momento para invertir. Pero como siempre digo, lo importante no es lo que te sucede si no cómo lo afrontas. Tenemos que intentar aprender siempre de todo y esta caída no es una excepción, si no, no […]

  2. […] no tengamos la liquidez que quisiéramos en este momento para invertir. Pero como siempre digo, lo importante no es lo que te sucede si no cómo lo afrontas. Tenemos que intentar aprender siempre de todo y esta caída no es una excepción, si no, no […]

Los comentarios están desactivados.